¿Cómo podemos ayudar a una persona con depresión?


La depresión es la etiqueta más puesta en los últimos años, parece que cualquier persona que sufre un malestar psicológico pudiera ser diagnosticado de depresivo. Se calcula que afecta a más de 300 millones de personas en el mundo y a un 5,2 % de la población del estado español ha sufrido depresión en algún momento de su vida según datos de 2015 de la OMS.


Photo by  Sydney Sims  on  Unsplash

Photo by Sydney Sims on Unsplash


¿Qué puede generar una depresión?

 

Alguien que sufre de ansiedad y lleva evitando enfrentar actividades cotidianas durante mucho tiempo puede llegar a sentirse incapaz de asumir su vida. La depresión no es un trastorno en sí mismo, sino que casi siempre es el efecto resultante de otro trastorno o de una situación traumática. Trastornos como por ejemplo, el TOC o la  fobia social, pueden generar sensación de incapacidad por la rendición que conllevan, de la misma manera, la renuncia puede venir después de una pérdida, un fracaso, una separación o un duelo.



¿Cómo detectar la depresión?

 

Las personas con depresión  suelen tener los siguientes síntomas:

·         Insomnio o hipersomnia.

·         Falta de concentración.

·         Apatía y pérdida de placer por las cosas.

·         Evitación del contacto social.

·         Sensación de tristeza y vacío, auto depreciación y culpa.

·         Pensamientos negativos.


¿Qué hacen las personas que sufren depresión?

 

Las personas depresivas empiezan renunciando a pequeñas cosas placenteras y poco a poco dejan de afrontar actividades importantes en su vida, finalmente cualquier pequeña cosa se convierte en una batalla que deben librar y acaban tirando la toalla y rindiéndose ante su vida.


La renúncia es un suicidio cotidiano. H. Balzac.
— MM

Además las personas depresivas suelen solicitar ayuda para desarrollar cualquier actividad, delegando en otras personas sus responsabilidades, produciendo de ésta manera más sensación de incapacidad.

Otra de las soluciones que suelen poner en marcha las personas que sufren depresión es la victimización y la queja como intento de captar la atención y el cuidado de los demás, en realidad las personas que escuchan quejas durante mucho tiempo se alejan para defenderse, generando todavía más sensación de soledad e indefensión.



¿Cómo podemos ayudar a una persona con depresión?

 

Los miembros de la familia y los amigos más cercanos tienen un papel fundamental en la recuperación dela persona con depresión.

Intentar consolar, ayudar en exceso y animar son las soluciones que acaban de construir el problema, asimismo reducir la importancia de lo que ha generado el dolor suele producir malos entendidos e ira.

Pedir ayuda de un profesional es clave. La Terapia breve Estratégica tiene una tasa de éxito en estos casos del 75%, utilizamos un protocolo desarrollado en el CTS de Arezzo adaptado a cada caso de depresión y a cada persona en dónde detectamos y trabajamos sobre  las soluciones que lejos de mejorar han empeorado el problema y guiamos a las personas a que recuperen su vida hasta llegar a que sean capaces de renunciar a la renuncia y gestionar su vida en primera persona.

Guiar a la persona a enfrentar cada ámbito de su cotidiano generando así más sensación de capacidad, con el objetivo que la persona pueda ir recuperando su vida y percibiendo el mundo como un lugar más amable y menos hostil, empezando por lo menos arriesgado y ampliando poquito a poco hasta poder vivir la vida deseada.


Maribel de Maya.

Psicóloga general sanitaria col. núm. 21.754.

Psicoterapeuta oficial del Centro de Terapia Estratégica.

Emmanuela Muriana, Tizianna Verbitz y Laura Pettenò. Las caras de la depresión.Herder 2007.